Infecciones, endometriosis

Valora este artículo
(4 votos)

Infecciones

Los procesos inflamatorios del aparato reproductor son la segunda causa más frecuente de infertilidad. Son generalmente consecuencia de las infecciones del tracto genital (causadas a menudo por infecciones de transmisión sexual —ITS—). Si has aprendido a registrar tus patrones de moco cervical, rápidamente serás capaz de reconocer una anomalía y buscar tratamiento a la brevedad, lo que prevendrá desórdenes de la fertilidad. Por ejemplo, puede ocurrir que veas una pequeña cantidad de sangre en tu moco cervical, o percibir un flujo continuo junto a un patrón mucoso ovulatorio.

Endometriosis

Esta es una afección donde el endometrio se desarrolla y crece fuera del útero. Las trompas de Falopio, los ovarios, los órganos urinarios y los órganos intestinales pueden resultar afectados. No se conoce la causa de esta enfermedad, pero los factores de riesgo pueden ser un comienzo temprano de la menstruación, alergias, obesidad y predisposición genética.

Alrededor del 30 al 40% de las mujeres con este problema pueden quedar infértiles debido a las cicatrices en sus órganos reproductores. Los síntomas varían, pero pueden consistir en menstruación intensa e irregular, dolor durante las relaciones sexuales, y dolor pélvico unos días antes y mientras dura la menstruación. Familiarizarte con tus patrones mucosos normales, probablemente te permitirá detectar este problema en una etapa inicial ya que puede que el patrón no se desarrolle normalmente.

El tratamiento puede consistir en terapia hormonal o cirugía. Remover quirúrgicamente la endometriosis puede darte una «ventana de oportunidad», si estás tratando de concebir. Incluir cinco horas por semana de ejercicio aeróbico puede reducir el riesgo de recurrencia. Dar a luz también puede reducir significativamente este riesgo.

Modificado por última vez en Martes, 22 Enero 2013 20:36